Fotografía de comercio electrónico material deportivo

Fotografía comercio electrónico: cómo ayuda a vender más

Posted on Posted in Blog, Fotografía e-commerce

Fotografía de comercio electrónico: una ayuda única en el proceso de venta

Cada vez más empresas, tanto fabricantes como distribuidoras o incluso pequeños negocios locales, deciden poner a la venta sus productos en internet. El comercio electrónico se ha convertido en una de las industrias más poderosas y crecientes de la economía mundial en los últimos 5 años. Todos los estudios y previsiones auguran un 2016 muy fuerte para las empresas de comercio electrónico. Se estima que en 2015, cada comprador online gastó algo más de 600 euros, mientras que se espera que ese valor para el 2016 se incremente hasta superar los 800 euros. (Fuente) Como vemos, el comercio electrónico se está convirtiendo en uno de los motores de la economía actual y pocas son ya las empresas que desconfían de esta forma de venta y quieren apuntarse para conseguir mantener o aumentar su cuota de mercado. En el comercio electrónico hay unos pilares fundamentales para mejorar el proceso de venta e incrementar las posibilidades de éxito:
  • Un buen producto
  • Una adecuada gestión de envío y transporte
  • Una plataforma de venta sencilla de usar
  • Un sistema de pago de confianza y seguro
  • La presentación del producto
De todos estos puntos, en muchas ocasiones el más descuidado por numerosas empresas es el último, la presentación del producto. En este sentido, cuando hablamos de presentar el producto, nos referimos a dos aspectos. Por un lado, un diseño llamativo de la web, que acompañe a la calidad del producto y transmita los valores de la empresa. Por otro lado, la fotografía. Desgraciadamente es bastante frecuente ver no pocas webs de comercio electrónico en las que las fotografías del producto son de muy baja calidad: hechas por fotógrafos no profesionales, por el propietario del negocio con su un smartphone, etc... En muchas ocasiones, este comportamiento se debe a buscar un ahorro en costes y así incrementar el margen de beneficio. Pero lo que estas empresas desconocen es que con una buena fotografía de comercio electrónico las ventas serán mayores. La fotografía de comercio electrónico debe mostrar fielmente el producto, sus características y su calidad: colores, textura, brillos, formas. Además, debe captar la atención del posible comprador, el producto debe entrar por los ojos y producir la sensación de necesidad de tenerlo. Esta fotografía, realizada por el propietario del negocio, contiene numerosos aspectos que hacen que la fotografía no ayude en la venta: mal iluminada, dejando zonas en penumbra que impiden que los productos no se vean de forma correcta, mal encuadrada habiendo recortado una de las botellas, un bodegón deficientemente organizado, falta de textura del producto, etc... Fotografía comercio electrónico aceite En el siguiente ejemplo podemos comparar dos botellas de vino. Una realizada de forma más profesional, en la que la iluminación está muy controlada, mientras que en la otra esta más descuidada: Fotografía de comercio electrónico vino 1Fotografía de comercio electrónico vino 2 Uno de los principales problemas a los que se puede enfrentar una empresa de comercio electrónico es con las devoluciones de productos. Una fotografía mal hecha y mal procesada, puede ocasionar que el producto no muestre sus características reales. Cuando el cliente recibe el pedido, observará que el producto recibido no se corresponde con el que vio en la pantalla del ordenador, lo que puede provocar una queja e incluso una devolución al no ser lo esperado. Por tanto, vemos que disponer de una buena fotografía de comercio electrónico va a ayudarnos en dos aspectos: vender más y tener menos devoluciones.